Noticias
Consejos
El TSJ declara improcedente un despido de un trabajador por una prueba obtenida a través de una cámara oculta.

El TSJ declara improcedente un despido de un trabajador por una prueba obtenida a través de una cámara oculta.


El Tribunal Supremo de Justicia ha declarado nulo un despido en el cual un empleado había sido despedido de su trabajo tras haber fumado en sus horas de trabajo estando prohibido, obteniéndose a su vez, la prueba mediante una cámara oculta. 

El TSJ declara que no cabe la sanción de nulidad del despido, por tener este su fundamento en el móvil del empresario cuando el despido en sí mismo responde a una causa vulneradora de un derecho fundamental. 

Dado que la finalidad que ha movido al empresario ha sido la comprobación del comportamiento del trabajador y la obtención de la prueba ha sido vulverando sus derechos fundamentales, el TSJ  ha declarado la nulidad de dicha prueba obtenida.

El comportamiento del empresario no cumple el triple juicio de proporcionalidad exigible a toda medida restrictiva de derechos fundamentales, pues aunque estaba justificada su instalación (razonables sospechas de incumplimientos) y la medida era idónea, sin embargo, no puede entenderse como necesaria, en tanto en cuanto existían otros medios más moderados, menos agresivos con el derecho a la intimidad personal del trabajador.

En Grupo HOB contamos con un departamento de laboral que te dará el mejor asesoramiento en materia de altas y despidos.

Fuente de la noticia: http://www.laboral-social.com/despido-nulidad-intimidad-prueba-desobediencia-camaras-video-vigilancia-oculta.html

Fuente de la imagen: www.pexels.com


Comparte:
0 comentarios

¡¡Se el primero en comentar!!

Escribir un comentario